× Actualizaciones de COVID-19: Vea la información más reciente

Llámenos 866.600.2273


Dave Marszalek Encontró un equipo de estrellas que salvaron su vida

El equipo de trasplante en UI Health cuidaron de Dave y Ashley durante su camino. Su Este es Personal video muestra por qué celebran su aniversario de trasplante cada año.

Dave
Dave y Ashley transformaron sus cicatrices
de batalla en señales de esperanza con
sus tatuajes: "Gracias por el regalo de
vida, Ashley" "Da vida; sé donador. De nada, papá".

"Cualquier padre sabe que harías cualquier cosa por salvar la vida de tu hijo. Nunca esperas que tu hijo haga lo mismo por ti". 

En el año 2009, me diagnosticaron con carcinoma esclerosante primario, también conocido como Enfermedad de Walter Payton. Para empeorar las cosas, también tenía cáncer en los conductos biliares. Ambos cánceres le causaron la muerte al jugador de los Osos de Chicago, así que mi única esperanza de evitar el mismo resultado era con un trasplante de hígado.

Afortunadamente para mí, tenía al mejor equipo justo en mi jardín - el Centro del Hígado Walter Payton (Walter Payton Liver Center) en el Sistema de Ciencias de la Salud y Hospital de la Universidad de Illinois (University of Illinois Hospital & Health Sciences System). Es un lugar que conozco muy bien: he trabajado para UI Health por 25 años. Durante ese tiempo, probablemente pinté ya cada pared en el edificio. Nunca pensé que estaría viendo esas paredes desde una camilla en el hospital, esta vez como paciente. Tampoco pensé que mi hija de 22 años, Ashley, sería la persona que salvaría mi vida. Resulta que ella era perfecta para ser donadora viviente y no estaba dispuesta a recibir un no como respuesta. Como donadora viviente, Ashley donó una porción de su hígado, haciendo que un procedimiento raro y complicado fuera posible. El hígado restante y la porción donada que yo recibí se regeneraron. Me ahorró meses, tal vez incluso años - que no tengo - en mi espera por un trasplante total de órganos.

Dr. Oberholzer lideraron el equipo de estrellas y profesionales que trabajaron para salvar mi vida. No esperaba menos del Hospital UI. Las habilidades de nuestro equipo - un cirujano de trasplantes, gastroenterólogo, oncólogo de radiación, médico oncólogo, radiólogo intervencionista - y una cirugía de 13 horas, además de cuatro meses de radiación y quimioterapia fueron necesarios para aprovechar el regalo que Ashley me dio - una segunda oportunidad para vivir