Llámenos 866.600.2273


Prediabetes

La prediabetes es una condición en la cual el nivel de azúcar en la sangre es más alto de lo normal pero que aún no se encuentra en el rango de la diabetes. La prediabetes es una señal de riesgo para desarrollar diabetes tipo 2.

Se considera que los individuos son prediabéticos cuando sus niveles de azúcar o glucosa en la sangre están entre 100 y 125 mg/dL. Cuando los niveles de azúcar/glucosa en la sangre están entre 126 y 200 mg/dL, son considerados diabéticos y pueden necesitar terapia con insulina.

Síntomas y Pruebas para Detectar la Prediabetes

No hay ninguna señal o síntoma de la prediabetes y, en algunos casos, los pacientes no saben que la tienen hasta que ya han empezado a desarrollar la diabetes tipo 2.

Un proveedor de atención médica puede usar una de las siguientes pruebas o mediciones para confirmar si un paciente sufre de prediabetes:

  • Medición de glucosa en ayunas: Esta prueba mide los niveles de glucosa después de que el paciente ha estado por lo menos 8 horas en ayunas.
  • Prueba de tolerancia a la glucosa: Esta prueba mide los niveles de azúcar después de que un paciente ha estado en ayunas por al menos 8 horas y 2 horas después de tomar una solución azucarada proporcionada por el laboratorio.
  • A1C: Esta prueba mide los niveles estimados promedio de azúcar en la sangre durante los últimos tres meses.

Prevención de la Diabetes

Aunque  los individuos con prediabetes están en riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, no es demasiado tarde para hacer cambios en el estilo de vida que ayuden a disminuir su riesgo.

Puede disminuir su riesgo de sufrir diabetes al:

  • Perder 7% de su peso corporal - esto puede reducir su riesgo hasta un 58%.
  • Hacer ejercicio moderado, como caminar por 30 minutos al día, cinco días a la semana.
  • Monitorear su salud, tomar sus medicamentos y asistir a todas sus citas.
  • Modificar su estilo de vida y su dieta
    • Alimentos bajos en carbohidratos
    • Menos calorías
    • Menos alimentos con almidón
    • Más vegetales
    • Beber más agua