Llámenos 866.600.2273


Inmunosupresión y Rechazo

Su sistema inmune es importante para proteger su cuerpo contra la infección y el cáncer.  
Las células T de su sistema inmune siempre están circulando en la sangre e identificando tejidos extraños como los de los órganos recién trasplantados. Los Antígenos Leucocitarios Humanos (HLA, por sus siglas en inglés) son moléculas que proporcionan una firma única en todas sus células, diciéndoles a los linfocitos T que las células en su cuerpo pertenecen al mismo. Cuando usted recibe un trasplante de órgano, los linfocitos T del sistema inmune en su cuerpo verán que el órgano trasplantado no tiene los mismos antígenos HLA que el resto de su cuerpo. Los linfocitos T y otras células de su sistema inmune intentarán destruir el órgano trasplantado.

¿Qué Es El Rechazo?

El sistema inmune de su cuerpo está diseñado para buscar y destruir cualquier objeto extraño que encuentre en su cuerpo, como un virus que causa resfriados, un virus que causa gripe o un órgano trasplantado. El proceso de destruir el órgano trasplantado se llama rechazo. El rechazo ocurre cuando el sistema inmune de su cuerpo responde a la presencia del riñón y/o páncreas trasplantado. Sin embargo, en los beneficiarios de trasplantes, esta respuesta inmune debe ser reprimida para proteger los órganos trasplantados. Hay varios tipos de rechazos de órganos. Estos tipos son descritos por el tipo de células que causan el rechazo, cuándo ocurre el rechazo y la severidad del rechazo.

  • Rechazo celular agudo: Es la forma más común de rechazo. En este tipo de rechazo, las células sanguíneas del cuerpo identifican al páncreas como un cuerpo extraño y empiezan a montar un ejército de células para atacar al órgano trasplantado. Si bien los rechazos agudos pueden suceder en cualquier momento, aproximadamente el 15 al 25% de los rechazos agudos de páncreas ocurren dentro de los primeros tres meses después del trasplante. El rechazo agudo puede ser tratado. Sufrir de un rechazo agudo no significa que perderá el órgano trasplantado, pero es muy importante que el rechazo sea diagnosticado y tratado tan pronto como sea posible. Para ayudar a detectar el rechazo, deberá realizarse exámenes de sangre rutinariamente cuando sea solicitado por su centro de trasplantes, debería hacer visitas de seguimiento con su médico y deberá reportar cualquier síntoma que esté teniendo a su centro de trasplantes.
  • Rechazo crónico: Ocurre si el proceso de rechazo no se resuelve completamente o si continúa lentamente a lo largo del tiempo. El rechazo crónico es más difícil de tratar debido a que los cambios más permanentes en el proceso renal pueden causar que eventualmente pierda la función completa.

¿Cómo Sé Si Estoy Rechazando Mi Páncreas?

Medir la función del páncreas regularmente y ver el patrón de los resultados puede ayudar a su médico a decidir qué le está pasando a su riñón. Medir el nivel de azúcar en su sangre al estar en ayunas por la mañana también puede ayudar a detectar si el páncreas está funcionando bien.

Si los resultados de sus exámenes de sangre están fuera del rango normal, el médico que realizó su trasplante o el coordinador de trasplantes discutirá los resultados con usted. Algunos valores anormales del laboratorio pueden ser aceptables mientras usted se recupera del trasplante o de una complicación relacionada y deberían mejorar con el tiempo.

¿Cuáles Son Los Síntomas Del Rechazo?

Después de irse del hospital, sus exámenes de sangre serán monitoreados menos frecuentemente. Si hay rechazo, puede sufrir algunos síntomas leves, pero algunos pacientes pueden continuar sintiéndose bien por un tiempo. Los primeros síntomas que se presentan más comúnmente incluyen: fiebre mayor a 100° F o 38° C, aumento en la función del páncreas en las pruebas, sensibilidad sobre el injerto y luego un aumento en los niveles de glucosa. Además, es posible que su médico quiera que se someta a una biopsia de riñón para confirmar que sus síntomas son causados por el rechazo.

¿Qué Es Una Biopsia De Riñón?

Si bien sus síntomas y los resultados de las pruebas de función del páncreas ayudan a diagnosticar un rechazo, una biopsia confirma que el órgano ha sido rechazado. Un pedazo pequeño de tejido es examinado bajo un microscopio para detectar señales de rechazo. El procedimiento de la biopsia normalmente es hecho de forma ambulatoria o como un procedimiento de hospitalización a corto plazo.

Si usted recibió un trasplante combinado de páncreas y riñón, ambos órganos serán rechazados al mismo tiempo en el 80% de los casos. En dichos casos, el riñón puede ser sometido a una biopsia para detectar el rechazo. El tratamiento irá dirigido al tratamiento de ambos órganos. Si usted solo recibió un trasplante de páncreas, las biopsias son más difíciles de obtener. Normalmente su cirujano medirá otros niveles sanguíneos para tener más información sobre el tipo de rechazo y puede tratarlo sin obtener una confirmación de una biopsia.

Para prepararlo para la biopsia, el área en donde su riñón fue colocado se limpiará con una solución antiséptica. Usted recibirá una inyección de anestesia local o una medicina para adormecer el área en donde se realizará la biopsia.

Normalmente se hace un ultrasonido para determinar el mejor lugar para insertar la aguja de la biopsia. Después de que el área está adormecida, el médico insertará una aguja especial en el riñón para sacar un pedazo pequeño de tejido. Puede parecer como un pedazo corto de cuerda. La biopsia tan sólo toma unos segundos. El tejido es colocado en una solución especial y es llevado al laboratorio de patología para ser procesado y visto bajo el microscopio.

Después de una biopsia de riñón, usted deberá descansar en cama por dos a cuatro horas. Su enfermera lo monitoreará en caso de que ocurran complicaciones relacionadas con la biopsia. Para ello tomarán sus signos vitales, harán evaluaciones físicas, exámenes de sangre y/o atenderán sus quejas físicas. Se revisará su orina para detectar la presencia de sangre (hematuria). La mayoría de los pacientes se sienten bien después de una biopsia de riñón.

Llame al centro de trasplantes inmediatamente si encuentra sangre en su orina o si pasa algún coágulo en su orina.

¿Puedo Recibir Una Biopsia De Páncreas?

La biopsia de páncreas es indicada en pocas ocasiones. Hay mayor riesgo de sangrado después de una biopsia de páncreas y también se pueden presentar otras complicaciones. Por eso es que a los cirujanos no les gusta realizar biopsias del páncreas. Si usted recibió un trasplante combinado de páncreas y riñón, en el 80% de los casos, los órganos son rechazados al mismo tiempo y hacer una biopsia solamente del riñón puede dar el diagnóstico del rechazo.

Para Disminuir Mi Riesgo De Sufrir Un Rechazo Y Para Monitorear Los Síntomas De Rechazo, Debería:

  • Conocer y entender los síntomas y señales del rechazo de riñones.
  • Tomarme todos los medicamentos de acuerdo con lo recetado.
  • Asegurarme de siempre tener un buen suministro de medicamentos.
  • Estar en contacto con mi coordinador de trasplantes o con mi equipo de trasplantes si hay cambios en mi inmunosupresión.
  • Someterme a los exámenes de sangre de acuerdo con las instrucciones.
  • Darles seguimiento a los resultados de mis exámenes de sangre con mi coordinador de trasplantes.
  • Llamar a mi coordinador de trasplantes o a mi médico si creo que estoy experimentando algún síntoma de rechazo.
  • Evitar el alcohol en exceso, las drogas recreativas/ilegales y cualquier remedio o suplemento herbal.